Enfocar la atención es permitir de forma consciente que la atención del discernimiento se dirija hacia un estímulo interno o externo determinado. 

Enfocando la atención construyo la atmósfera y defino el territorio en donde ocurre el acontecer.

1-consciente

PAGINA EN CONSTRUCCION

Aquí encontraré un mapa, un camino, un grupo de apoyo y una práctica psicofísica para cumplir el Acuerdo de Paz Madre Tierra viviendo de forma consciente.

Vivir una vida consciente significa despertar, conocer y cultivar las nueve facultades de la consciencia con el propósito de utilizarlas para convertirme en la persona que quiero ser y construir la vida que anhelo en armonía con Madre Tierra.

Observar desde adentro es observar el acontecer mientras al mismo tiempo observo las sensaciones, sentimientos y pensamientos como parte de la experiencia.

Observando desde adentro me relajo, descanso y aquieto, rompo la identificación con la experiencia y genero presencia.

Generando presencia respondo sin reaccionar, me libero de la resistencia natural al cambio y actúo desde lo nuevo.

Por último, actuando desde lo nuevo descubro el poder de la atención, me conozco como soy y contacto mi dimensión espiritual.

1-consciente

Observando desde adentro me relajo, descanso y aquieto, rompo la identificación con la experiencia y genero presencia.

4-Me relajo, descanso y aquieto

Observando desde adentro me relajo, descanso y aquieto

EN CONSTRUCCION

Si observo desde adentro mis sensaciones, sentimientos y pensamientos sin identificarme, es decir, sabiendo que no soy eso, el cuerpo se relaja, el corazón descansa y la mente se aquieta.

A esta respuesta inevitable del organismo como un todo, se le denomina respuesta general de relajación,  la cual es fisiológicamente antagónica a la respuesta de estrés o respuesta general de activación.  

Así como la respuesta general de activación me prepara para correr o luchar en contra de un peligro real o imaginario, la respuesta general de relajación me prepara para dormir, entrar en estado de meditación o para vivir la respuesta sexual.

Una gran parte de los efectos beneficiosos de la meditación en la salud son la consecuencia de esta respuesta, primero sobre el sistema nervioso autónomo y luego sobre el cerebro y la totalidad del organismo.   

Al entrar en relajación mi sistema de defensa automático se apaga, permitiéndome la observación tranquila del acontecer, facilitando la entrada de información “fresca”, no contaminada por mis hábitos, patrones emocionales y creencias.

Esta relajación de los filtros que restringen la percepción produce un efecto tremendo en el cerebro, neutralizando la acción automática del contenido de la consciencia, permitiéndome observar sin reaccionar.

Comentario: En términos neurofisiológicos, la investigación indica que el procesamiento de estímulos perceptivos está normalmente controlado por un procesamiento de arriba-abajo, el cual permite que mis hábitos, patrones y creencias ejerzan una  fuerte restricción sobre la percepción.

Este proceso posee un alto valor para la supervivencia, ya que permite procesar y clasificar rápidamente la información que llega a partir de lo conocido, facilitando así una toma rápida de decisiones. Sin embargo, hace que se pierda una gran parte de la información percibida más novedosa, dejándome con una gran dificultad para recibir, reconocer y comprender lo nuevo.

El sistema actúa imponiendo una serie de filtros automáticos respaldados por una conectividad neural muy potente –mucho más potente que la incertidumbre de vivir en el aquí- ahora.

Según indican las investigaciones publicadas desde el año 2007, esa conectividad neural es revertida por la práctica de las técnicas que utilizan la primera facultad del alma.

La investigación científica ya confirmó que los grandes maestros tenían razón al decir que el observar desde adentro te libera del contenido de la mente y te permite responder desde  lo nuevo en lugar de reaccionar desde lo conocido.

 

Generando presencia respondo sin reaccionar, me libero de la resistencia natural al cambio y despierto mi fuerza creativa

Observando desde dentro descubro el poder de la atención, me conozco como soy y contacto mi dimensión espiritual. 

LAS OTRAS FACULTADES DE LA VIDA CONSCIENTE:

Enfoco la atención en lo que quiero

Enfocando desde adentro elijo el territorio, construyo la atmósfera y activo el potencial del acontecer.

Enfocar la atención, la segunda facultad, consiste en elegir de forma consciente desde donde, hacia adonde y en que parte de mi experiencia enfocar la atención del discernimiento. 

Si comparamos un foco con la mente y su  luz con el discernimiento, diríamos que la mano que lo sostiene es la esencia. El foco por sí mismo puede hacer muy poco para aprovechar su luz sin la habilidad de dirigirla adonde quiera. A  esa facultad le llamamos enfocar la atención y decimos que lo hacemos desde adentro cuando se hace desde el observador y no desde la mente

Los tres aspectos del enfoque de la atención: enfocando la atención elijo el estado emocional desde el cual voy a vivir la experiencia, elijo adónde y en que plano quiero que se enmarque la atención y elijo qué parte de lo que estoy experimentando alimento.

Las tres leyes del enfocar: enfocando la atención hago que la energía se concentre en esa dirección, que resuene con todo lo semejante y atraigo lo que vibre igual.

Enfoco la atención en lo que quiero

Enfocando desde adentro elijo el territorio, construyo la atmósfera y activo el potencial del acontecer.

Enfocar la atención, la segunda facultad, consiste en elegir de forma consciente desde donde, hacia adonde y en que parte de mi experiencia enfocar la atención del discernimiento. 

Si comparamos un foco con la mente y su  luz con el discernimiento, diríamos que la mano que lo sostiene es la esencia. El foco por sí mismo puede hacer muy poco para aprovechar su luz sin la habilidad de dirigirla adonde quiera. A  esa facultad le llamamos enfocar la atención y decimos que lo hacemos desde adentro cuando se hace desde el observador y no desde la mente

Los tres aspectos del enfoque de la atención: enfocando la atención elijo el estado emocional desde el cual voy a vivir la experiencia, elijo adónde y en que plano quiero que se enmarque la atención y elijo qué parte de lo que estoy experimentando alimento.

Las tres leyes del enfocar: enfocando la atención hago que la energía se concentre en esa dirección, que resuene con todo lo semejante y atraigo lo que vibre igual.

Aprecio lo que se me brinda

EN CONSTRUCCION